Podrían ir a juicio en junio, cuatro adolescentes acusados de cometer ‘ocho robos a mano armada’

658

Traducido por Máximo Castro

GREAT BAY.– Cuatro jóvenes entre las edades de 17 y 21 años, serán sometidos a juicio el 15 de junio acusados de haber cometido ocho robos a mano armada, tres de los cuales fueron realizados en el lado francés.  El viernes, los cuatro implicados comparecieron ante la corte para una audiencia pro-forma.

Los cuatro jóvenes responden a los nombres de; Keneil Jonathan L. (21), Andrae Alexander L. (18), Félix M. R. (17) y Marlando G. (17).

Se les acusa de haber robado dos veces en Dollar Store, un centro comercial ubicado en L. B. Scott Road. La primera vez el 23 de diciembre del año pasado y la segunda ocasión el 4 de enero.  El 12 de enero, los cuatro jóvenes intentaron robar a una mujer en su casa ubicada en Back Street y luego robaron en el supermercado Wah Yun en Cole Bay. Los jóvenes también robaron un supermercado ubicado en Pointe Blanche. Además los cuatro son sospechosos de haber cometido tres robos a mano armada en el lado francés.

En el hecho ocurrido en Back Street, la víctima llegó a su casa, cuando se dio cuenta de que dos hombres estaban en el interior vestidos con ropa oscura y con sus rostros cubiertos. Cuando ella trató de huir, uno de los individuos la sujetó por la espalda, la amenazó con un cuchillo, y le exigió que entregara su bolso, pero cuando la mujer comenzó a gritar, los individuos huyeron a pie.

Una hora y media hora más tarde, los individuos robaron el supermercado Wah Yun en Cole Bay. Entraron al lugar armado con una pistola, un cuchillo y un martillo, y robaron a dos clientes su dinero en efectivo, y al centro comercial le robaron una cantidad indeterminada de dinero.

La fiscalía acusa a los cuatro sospechosos también de posesión ilegal de un arma de fuego y un cuchillo.

La razón para trasladar el juicio a junio es porque la Gendarmería quiere transferir los tres robos cometidos recientemente por ellos en el lado francés a la fiscalía de lado holandés. La prueba del cuchillo por el Instituto Forense Holandés (NF, por sus siglas en inglés) todavía no ha concluido y la fuerza de policía entregó un informe de su departamento forense esta misma semana.

Mientras que el fiscal Nanouk Lemmers, propuso trasladar el juicio para el 15 de junio a las 2 de la tarde. La jueza María Paulides, que llegó a St. Maarten por primera vez desde agosto del año pasado – dudó que el caso pudiera ser manejado en una sola tarde, pero más tarde estuvo de acuerdo con la fecha.

La Procuradora Sjamira Roseburg, pidió a la corte una evaluación psicológica de su cliente Keneil L., y el juez se lo concedió a pesar de las objeciones de la fiscalía, que no vieron la necesidad de ello.

El Procurador Geert Hatzmann, pidió al tribunal la suspensión de la detención de sus clientes Andrae L. y Félix M. R.

“Se trató de encontrar una solución amistosa con el propietario de Dollar Store,” dijo. “Estos chicos son muy jóvenes y no hay necesidad de estigmatizarlos, tratándolos como criminales. Tienen que ir a la escuela. Tenemos que centrarnos en la re-socialización”.

Hatzmann sugirió la suspensión bajo condiciones estrictas como la aplicación de una pulsera de tobillo y un informe semanal a la policía.

El Fiscal Lemmers se opuso, diciendo que los cargos son “demasiado graves como para ponerlos en libertad, a pesar de que son muy jóvenes. Preveo una demanda robusta para el castigo y no me gustaría ser capaz de explicar su liberación”.  El Juez Paulides rechazó la solicitud de suspensión.